Por curioso me pasó y me encantó

📋 Lecturas: ️4893
⏰ Tiempo estimado de lectura: 5 min.

Nunca imaginé, que me pasará lo que les voy a contar, siempre había Sido una persona con un pensamiento hetero ya que tuve una educación, dónde el hombre debía ser 100%  hombre, así crecí, con cierto pensamiento homofóbico hacia personas gays.

Fue hasta que salí de la universidad, cuando me encontré con algunos de mis compañeros de la facultad, cuando nos pusimos de acuerdo para ir a un bar, después de consumir unas bebidas, fui al baño, cuando entre solo había un hombre. Mientras me desabrochaba el pantalón, me dió la curiosidad de voltear hacia dónde estaba esté hombre, me di cuenta de la enorme verga que tenía.

A partir de ese momento no deje de pensar en esa tremenda verga, pensando que se sentiría tenerla adentro, una vez que sali del baño no dije nada. Así pasaron varios días hasta que decidí volver a ese bar, con la intención de ver  más vergas, al estar en la barra del bar, vi a un hombre dirigirse  al baño lo seguí y nuevamente mi curiosidad se hizo presente pero está vez más descaradamente me quedé observando la verga de este hombre cuando el se dió cuenta que lo miraba me preguntó que si me gustaba, no contesté nada y salí del bar pero sin dejar de pensar en esa verga y que pasaría si me dejara penetrar.

Luego de estarlo pensando me arme de valor y decidí dejarme culiar por primera vez. Ese día salí a desayunar cuando estaba desayunando no le quité la vista a un hombre que se encontraba en otra mesa cuando se dió cuenta de acerco y me preguntó que si se me ofrecía algo cuando le conté lo que me pasaba,pronto se ofreció a quitarme la virginidad de mi muy apretado culito, cuando mire hacia su pantalón ví como se le estaba parando la verga.

Después de ponernos de acuerdo para vernos en un bar nos despedimos. Ya por la tarde de ese día acudimos a dicho bar, dónde el me propuso ir a un motel, pero le dije que no ya que no quería que nadie nos viera entrar a un motel. Después le propuse ir a un lugar solitario y así fue, salimos del bar y nos fuimos a las afueras de la ciudad.

Una vez que encontramos un lugar en un arroyito, tendimos unas cobijas y unas almohadas, después de estar platicando un rato se me acercó y empezó a acariciarme y a quitarme la camisa mientras yo desabrochaba el pantalón, las piernas me tiemblan de solo pensar que iba a ser culiado.

Una vez que quedamos desnudos empezó a acariciar mis nalgas, al principio me sentía incómodo pero ya que entramos en confianza me agrado el manoseo, después de un rato me recostó sobre la cobija de inmediato abrí las esperando que se me subiera y seguir con el cachondeo pero el me tomo de las piernas y las subió a su hombro yo las baje y volví a abrir las piernas le dije que se subiera sobre mi y quedar pechito con pechito.

Una vez que nos acomodamos el coloco su verga en la entrada de mi culo, intento meterla pero no pudo entrar hizo un nuevo intento y de nuevo no pudo entrar entonces le dije que así no iba a entrar ya que mi culo estaba muy chiquito y virgen que si quería meterme la verga lo tenía que hacer despacio para que mi culo se fuera dilatando poco a poco.

Entonces le propuse que colocará su verga en la entrada de mi culo yo me empujaría hacia su verga, después de dos intentos me dije la tercera es la vencida, entonces cerré los ojos y la boca para no gritar, al estar empujando mi culo contra su verga pese al fuerte dolor que sentía no me retiré ya que estaba decidido a meterme ese hermoso pito.

Poco a poco sentí como mi culo se iba abriendo, hasta que de pronto sentí una contracción y como si algo dentro de mi se hubiera roto, ahí me di cuenta que en ese momento había sido violado mi pequeño culo lo cual le comenté a mi hombre, me contestó sonriendo que el también lo había sentido. Sintiéndose todo un triunfador. Fue entonces que le dije que me la metiera toda el no dudo en meterme la hasta el fondo, cuando empezó el mete y saca fue desaparecido el dolor y empecé a sentir un placer que me encantó.

Después de varios minutos de estar cogiendo me dijo que ya se iba a venir le dije que la sacará un rato de mi culo hasta que se le quitaran las ganas de eyacular. Una que descanzo y se le quitaron las ganas de eyacular me puse en posición de perrito y enseguida me montó, después de un tiempo se vino dentro de mi, cuando empezó a eyacular y sentir las contracciones de su verga, mi di cuenta que ya era un jotito consumado y feliz.

Después de que terminamos de coger me propuso que fuera su putita personal, le contesté que no quería tener dueño, que lo mejo sería tener encuentros ocasionales.

Quiero pedir unas sinceras disculpas a todas las personas gays y trans. Que en algún momento rechace, por la homofobia que entonces sentía. Ahora soy parte de su grupo. Soy todo un jotito y todo gracias a mi curiosidad que me pasó y me encantó.

Gracias y hasta pronto.

Compartir en tu redes !!