Amor Filial | 7.553 lecturas |

Desvirgar a mi prima fue todo un acontecimiento

Desvirgarla fue todo un acontecimiento; sin embargo parece que ya venia con los dotes de saber follar; no tuve que enseñarle mucho

Estoy de vuelta, con una nueva historia, para esta ocasión mi compañera era alguien diferente, la verdad tenía que enseñarle algo; en la actualidad tengo 23 años de edad, mientras que ella solamente tiene 16, y lo mejor del mundo es que era virgen, y para mayor confianza mi prima; ya teníamos un par de días de estar manoseándonos y jugueteando, ella me había manifestado que le gustaba y yo no podía decir menos que la verdad, que me encantaba, y como no iba a ser así si es una tierna y exquisita carne, mide alrededor de 1.60, es delgada, sus medidas deben estar en 906294; su piel es tersa canela, ojos café, cabello ondulado castaño claro, sus senos como debe esperarse no necesitan sostén aún, pues la verdad los tiene parados y son redonditos, me encantan sus senos son delicados bellos, la caderita me desespera, además de que tiene un caminito de bellos que va desde su ombligo hasta la punta de su concha, la realidad es que aún no se depila, no tiene necesidad, aún tiene pocos bellos, su cadera ha empezado a tomar forma de mujer, y sus piernas son bien torneadas con un pequeño defecto a consecuencia de que alguna vez fue arrollada por un auto, lo que le produjo una herida de cerca de 8 centímetros en su pierna izquierda. Ese día mi familia había salido de compras y había quedado totalmente solo, por lo cual la llame: Katherine necesito que vengas ahora mismo a mi casa. Después de mi mensaje no pasaron 5 minutos antes de que estuviese allí, pues vive cerca de mi casa, eran cerca de las 2:00 de la tarde pero ella aún traía el uniforme de su colegio, un pantalón sudadera y una blusa blanca, con tenis, sin brasier y con una panty negra, apenas llegó nos sentamos en el sofá y comenzamos a hablar mientras nos besábamos y acariciábamos un rato, la invité a que subiéramos a mi habitación puesto que nos podrían ver a través de la ventana, una vez en el cuarto comenzamos a tocarnos, yo solamente tenia puesto una bermuda con un boxer elástico, por lo cual tome su mano y la invité a que tomara mi verga y la comenzará a masajear, mientras que yo estaba metiendo mi mano por debajo de su pantalón y su panty, acariciando con un dedo su concha, la pasaba por encima de ella, y ya la notaba mojadita, ella estaba algo nerviosa por lo cual la besaba constantemente para que se calmará, al tiempo que le chupaba suavemente su cuello y oreja y le pasaba la lengua en busca de su mayor excitación; la verdad es que ella tampoco era un angelito, pues enseguida se tendió sobre la cama mientras dejaba quitarse la blusa para chupar sus pezones, eso le encantaba, pues ya lo habíamos hecho en otras ocasiones, sólo que más apurado, hoy tendremos todo el día le dije; chupaba sus pezones mientras mi mano derecha seguía dentro de su pantalón, metiendo un dado en su concha, que estaba caliente, ardiendo, que delicia, ella seguía masajeando mi falo, ya con alguna experiencia, le pedí que se quitara el pantalón a lo cual accedió inmediatamente, me sorprendió que lo hiciera sin negarse, al ver mi cara, me dijo, quiero que tu seas el primero, y me parece que este es el mejor momento, yo sólo sonreí complacido y lujurioso; al terminar de quitarse el pantalón me señalo la verga y me pregunto que si se podía chupar, asentí con la cabeza, y automáticamente ella se tiró contra él como un tigre sobre su presa, la separe un poco para preguntarle, es la primera vez que chupas, a lo cual manifestó que si, y por qué, lo hago mal; yo le dije, pero si no tienes nada que aprender, inclusive puedes dar clases, quieres ver como chupo yo, entonces se levantó y se tiró sobre sin embargo quedaba un tanto estrecho por lo cual le pregunté, quieres que saque uno? A lo cual manifestó, mejor mete el otro, bueno pero me avisas, dale, entonces saque mis dedos y comencé primero a chuparle toda la concha esperando que dilatara un poco, luego le eche un poco de saliva y seguidamente empecé a meter nuevamente uno a uno mis dedos, en esta ocasión si entraron los cuatro, noté nuevamente como friccionaba aún más apretando mis dedos y me decía más rápido, entonces noté que estaba a punto de venirse, por lo cual prefería sacarle los dedos y dejar uno solo, mientras metía mi boca y chupaba nuevamente su clítoris, grit&oacut

e;, hhhhhhaaaaaaayyyyyyyy, aaaaaaaaaahhhhhhhhh, hhhhhhhuuuuuuuummmmmm; ya no más, me dijo ? qué pasa?; no sé sentí unos corrientazos, a lo cual manifesté tranquila, eso no es nada, llegaste a tu primer orgasmo, verás que no ha pasado nada, sólo quedaste un poco cansada, pero seguro que puedes seguir, quieres que siga, me dijo está bien.

Seguí chupando su concha dejando mi saliva alrededor esperando a que ella lubricará bien, pues la verdad tenía miedo de desgarrarla, luego me levanté y me acosté sobre ella mientras le chupaba un ratito los pezones, empecé a apuntar con mi falo, noté como se quejaba con la cara un poco, igual le dije, cuando te duela mucho me avisas, por lo cual ella asintió, primero pasé la cabeza de mi verga por sobre la raja de su pepa, y comencé a empujar de a poquito, por lo cual ella soltaba algunos gemidos, ? paro?, le pregunté; No, métela toda; seguía metiendo poco a poco hasta sentir el momento en que rompí una pequeña mayita, por lo cual dijo, eso me dolió un poco, pero sigue; por lo cual procedí a introducir el resto cuando ya la tenía toda dentro, me parecía increíble que ella aguantará todo eso, comenzamos a singar como dos putos, pareciese que tuviese una práctica del carajo, luego cambiamos, no quería afectarla mucho, y por eso dejé que fuese ella mejor, quien llevará los hilos de la follada, se encontraba sobre mi y empujaba una y otra vez con fuerza, en veces se detenía un poco para sentir más adentro mi verga, yo sólo la besaba y la acariciaba para hacer de él su mejor momento, te está gustando, le pregunté, a lo cual contestó: cuándo lo vamos a volver a hacer?; en esas se detuvo de tajo, y le pregunté que pasó, es que me iba a pasar lo mismo, yo le dije, tranquila esa es la idea, que te vengas, que tengas un orgasmo, y me dijo: y tu no tienes orgasmo? Si, ya verás, es cuando voto la leche; entonces volvió a darle rápido, pero se volvió a detener, me da un poco de miedo, por lo cual le dije, bájate, yo te voy a chupar para que te vengas otra vez; pero esta vez te chuparé el culo, te molesta; No, tu sabes lo que hay que hacer. La puse boca abajo con los codos sobre la cama y le abrí sus piernas, para comenzar a chupar desde su culo hasta su coño, te gusta, a lo cual asintió, me avisas si te duele, eh; me dijo bueno; y le metí un dedo, por lo cual se movía la degenerada, hhuuuuuummmm; que rico; eso es degustalo, le dije; seguí chupando hasta que noté que se había venido, y fue fácil notarlo, pues se fue de bruces en la cama y quedo tendida, es rico venirse, la próxima vez lo haré sobre ti, oíste, me dijo, y tu ya te veniste? No, tienes que hacer lo mismo para que me venga, o sea tienes que chuparme la verga, lo cual empezó a hacer apenas lo manifesté, y qué forma de mamar, al momento le dije, ya me voy a venir, sácala de la boca, así lo hizo y comencé a botar leche; Esa leche se puede beber? Me preguntó, si es de tu agrado, puedes probarla si quieres, le dije; así lo hizo, y al principio no le gustó, hizo un segundo intento y en esta ocasión metió enseguida mi verga en su boca para chupar leche, sin embargo no se la trago, tranquila, le dije ya te acostumbraras; bueno ya sabes cómo es esto, le dije; Si y quiero volver a hacerlo, me avisas cuando todos salgan nuevamente para venirme, incluso me lamas al celular al colegio, y yo me vuelo; Bueno, eso me parece bien.

Bueno chicas, espero sus comentarios en esta nueva historia, con la esperanza de recibir muchos escritos de su parte, en los cuales me indiquen en qué parte les parece debería mejorarlos, o quizá preguntarme si he vivido alguna experiencia en particular; además de que quiero conocerlas para hacerlas tocas y saber por lo menos que los pepinos en su casa no son sólo para las ensaladas, cierto? Cuidate.-

Autor: freorja

freorja ( arroba ) hotmail.com

Scroll al inicio