Mi madre, la maestra favorita de mis amigos 1

📋 Lecturas: ️
⏰ Tiempo estimado de lectura: min.

Mi nombre es Alex, tengo 18 años, y esto que voy a contarles es de la vez que descubrí a la zorra de mi madre con unos amigos del colegio.

Mi madre se llama Silvia; tiene 45 años, divorciada y es maestra de matemáticas en la prepa que estudio. Físicamente es un poco baja de estatura, 1.60cm más o menos. Un poco gordita, piernas grandes, un culo grande y respingado, caderona y unas tetas 34b que cualquier hombre quisiera probar.

Estoy en el último año de prepa y mi madre es una de mis profesoras de asignatura este semestre. Siempre fui víctima de los comentarios morbosos hacía mi madre por parte de compañeros, maestros y uno que otro padre de familia que hablaban sobre ella sin saber que yo escuchaba todo.

José, uno de mis mejores amigos hablábamos de toda clase de cosas y fantasías. En una ocasión que se quedó en mi casa a dormir. Por la noche, salió a beber agua y de pronto llega al cuarto con una erección muy evidente y comienza a sacudirme para que me despertara.

Yo: qué pasó wey. Qué traes por qué no me dejas dormir.

José: no mames wey. Qué crees que acaba de pasar ahorita que venía de tomar agua.

Yo: pues no sé carbón. Pero tiene que ser muy importante como para que me despiertes así.

José: es que acabo de ver a tu jefa desnuda en el baño wey. No mames está bien buena ufff nomas de verla mira cómo se me puso.

Yo: jajajaja no seas mamón wey. Aunque si te creo porque lo traes a reventar. Jajá

José: es neta bro. Neta que nomás porque somos compas sino si le daba una buena cogida a tu mama jajajaja. (me dijo mientras se acariciaba su verga erecta y sus testículos)

Yo: jajá ah sí. Por mi ni te preocupes wey. Ya la he visto coger con distintos novios que ha tenido desde que se divorció. Así que sería igual verla contigo jajá. Además, ha tenido mejores riatas que eso que tienes jajajaja.

José: neta la has mirado mientras se la cogen. Ufff que pinche envidia. Lo que daría por darle un buen cogidon a la profe ufff. (Continuaba masturbándose lentamente). Los del salón no me creerán si les cuento que la vi encuerada bañándose.

Yo: si wey, la he visto varias veces, en varias poses y con diferentes vergas jajajaja. (Mi pene comenzó a crecer cuando menciono nuestros compañeros) jajá a poco si les gusta mi jefa a los demás wey.

José: awebo que sí. Todos quisieran meterle el pito a la maestra aunque sea una mamada jajá. oye y si es muy cachonda cuando coge. Está soltera ahorita. Jeje.

Yo: órale, no sabía que mi madre levantaba tantas pasiones jajá. Y pues, la verdad si es cachonda, no has visto los mallones o faldas que lleva a la escuela wey. Las blusas escotadas que hasta parece que le aprietan las chichotas que tiene. Sí está soltera, por qué wey.

José: ufff si wey se mira bien buenota mmmm, entonces se ve que le gusta la verga. pues porque si te ando haciendo mi hijastro bro jajajaja.

Yo: jajajaja jódete.

Continuamos hablando y fantaseando las cosas que le haríamos mientras nos masturbamos por un buen rato. Al siguiente día en la escuela, mi grupo de amigos ya sabían lo que había pasado en mi casa. Así que comenzaron a bombardearme con comentarios calientes y cosas sobre mi madre.

Juan: oye Alex es cierto lo que nos contó José sobre la maestra Silvia.

Yo: sobre qué wey.

Martin: de que la vio encuerada mientras se bañaba.

Yo: jajajaja si, por qué. Ya anduvo de chiva ese wey.

Juan: que pinche suerte tiene ése carbón. Yo solo me imagino esas nalgotas cada que veo su falda.

Martín: honestamente bro, es que tu jefa esta como quiere jeje. Habrías de prestarla a los cuates un rato no crees. Jajá.

Ofreciendo a mi madre por un poco de dinero

Yo: qué mamadas dicen. Jajajaja. (Bromeando les dije) cuanto ofrecen o que weyes. No se las dará de a gratis jajá. Se miraron entre ellos y sonriendo Martín me dice:

Martín: pues yo te ofrezco $800, tu cuanto Juan.

Juan: pues yo tengo $1000 ahorita bro.

Yo: jajajaja era broma pendejos. Además unas nalgas así valen más de $1,800 no mamen. Jajajaja

En eso llega José y se integra a la conversación.

José: yo puedo conseguirte otros $1,500, además nos la vamos a coger a ella no a ti wey jajajaja, con ese dinero está bien.

Yo: jajajaja neta. Si es así es toda suya. Si consiguen el dinero me mandan mensaje y nos ponemos de acuerdo.

Esa tarde recibo un mensaje de José diciendo que ya tiene el dinero de los 3, que me lo daría mañana en el colegio.

Al día siguiente, durante el receso en la escuela nos reunimos los 4 nuevamente.

José: bueno, aquí está el dinero. Ahora, como le vamos a hacer para darle a la profe.

Martín: por lo que nos cobraste esperamos servicio completo, he. Jajajaja

Yo: recuerdan que haríamos una peda el viernes para celebrar el fin de semestre.

Todos: Siiii !!

Yo: bueno, pues qué les parece si le ponemos alguna pastilla o le cargamos machín de alcohol a sus bebidas para que se emborrache pronto y sea más fácil que se la cogen. Porque de otro modo, dudo mucho que quiera hacerlo con sus alumnos. Jajajaja.

Juan: no te preocupes, yo  tengo unas pastillas que mi hermana usa con su novio y duran hrs cogiendo, me imagino que también tendrán ese efecto con tu mamá wey.

Yo: okay, entonces solo hay que decirle que irán este fin a festejar a la casa.

Al final del día; nos acercamos a mi madre a preguntarle si podríamos ir a tomar un rato a la casa. Ella respondió que sí, ya que tenía muchos exámenes por revisar y estaría ocupada.

Ése día por la tarde, tenía todo preparado para la llegada de mis amigos, de pronto tocan el timbre; era José así que lo invite a entrar. Después de unos minutos más llegan los otros 2. Comenzamos a tomar, bromear, etc. Hasta que me pregunta juan:

Juan: hay Alex, neta no te vas agitar si nos culeamos a tu jefa.

Martín: si wey porque la verdad ya le traigo muchas ganas.

Yo: ya les dije que sí. Tienes las pastillas que dijiste.

Juan: simón bro, aquí están. Se supone que con una tiene para ponerse bien caliente.

Yo: le echaré 1 ½ para estar seguros jajajaja. Así no habrá duda de que hará efecto.

Martín: ojala no se vaya a dormir más bien jajajaja.

José: jajajaja y donde está la maestra pues wey. Mucha plática y nada de acción.

Yo: debe estar en su cuarto revisando los exámenes, deja le preparo una cuba para echarle la pastilla y se la llevo.

Unos tragos para mi madre

Preparé la bebida de mi madre, aplaste las pastillas hasta hacerlas polvo y las revolví en el vaso de mi madre y se lo lleve a su cuarto. Toqué la puerta y entre, ella estaba sentada en su cama revisando los exámenes. Llevaba una blusa de tirantes con un escote a la mitad de sus senos. Unos mallones negros que resaltaban esas nalgas ricas.

Silvia: qué pasa cariño. Cómo van las cosas con tus amigos.

Yo: todo perfecto ma., sólo te traía un trago para que te relajes un poco con tantos exámenes. Por qué no te nos unes un poco.

Silvia: muchas gracias mijo, pues tal vez reviso unos cuantos más y salgo un rato con ustedes, sí. (Toma un poco de la bebida) mmmm está muy buena esta cuba jeje creo que en cuanto la termine saldré por un poco más.

Yo: está bien ma., te esperamos entonces.

Cerré la puerta y me dirigí a la sala con mis amigos.

Yo: listo., ya se la está tomando, dijo que tal vez vendría en un rato ojala que le haga efecto mientras jeje.

Juan: en una media hora va andar bien jarosa como perra en celo wey jajajaja.

Martín: ojala que sí porque ya deseo mirar esas nalgotas encueradas frente a mi jeje.

José: oye wey, pero si te mira aquí con nosotros crees que si se anime. Y si mejor te escondes en algún lado para que no te mire.

Yo: pues estaría bien wey, pero y si pregunta por mí.

José: pues si quieres te vas a tu cuarto y te haces el dormido, si pregunta le diremos que te pusiste muy ebrio y te lleve a recostar. Mientras la cotorreamos y antes de comenzar te mando un like para que busques un buen lugar para ver jeje. Qué te parece.

Yo: mmmm. Arre pues, y ya saben denle un par de cubas más para que haga más efecto la pastilla que la razón jajá.

Fui a mi cuarto e hice lo acordado. 20 min después escucho que la puerta del cuarto de mamá se abre y de pronto mis amigos la reciben en la sala:

Juan: buenas noches maestra Silvia, disculpe el relajo que tenemos jeje.

Martín: qué tal profe. Cómo está. Perdone por venir a su casa a molestarla.

José: buenas noches maestra y dispense las molestias jeje. No gusta una cubita. jeje

La saludan de beso mientras le preparan otra bebida.

Silvia: hola chicos, cómo se la están pasando, no se preocupen, aquí tienen su casa jeje. Además es final de semestre y merecen relajarse un poco. Y sí me gustaría otra cuba por favor José, por favor.

Martín: pues sí hay que relajarse un poco después de tanto estrés jeje. Y usted no se enfada de revisar tantos exámenes Profa.

José le da la bebida a mi madre quien se la toma en unos instantes.

José: vaya, sí que trae sed maestra jeje. No creí que le gustara beber, debería enseñarle a Alex jajajaja.

Juan: si es cierto profe jajá, ya se fue a dormir como ve. Jajá

Mi madre sonriendo, ya un poco ebria y caliente por la pastilla:

Silvia: jajajaja en serio ya se durmió Alex. Mmmm creo que saco el mismo aguante que su padre jajajaja.

Martín: pero se ve que usted si es buena para tomar profe. Ya lleva más que nosotros y sigue como si nada.

José: qué les parece si nos sentamos en los sillones para platicar más a gusto no.

Silvia: claro chicos, síganme.

Mi madre los dirige a la sala, se sienta en medio del sofá grande, Juan y Martín se sientan cada uno a su lado, dejándola en medio. José se sentó en el sofá chico a la par de ellos mientras seguían tomando y bromeando.

José: oiga maestra, es un poco tarde (mirando su reloj) ya casi son las 12:00am y se hace tarde para volver a casa.

Juan y Martín comentan lo mismo, siguiéndole la corriente a José. Mi madre ya un poco más tomada:

Silvia: ohm no se preocupen chiquillos, si quieren mejor quedarse aquí, es muy peligroso que salgan a estas hrs mejor se regresan temprano a sus casas en la mañana o como gusten.

Se miraron entre ellos intercambiando unas sonrisas morbosas.

Juan: si nos daría chance de quedarnos aquí profe. Es que mis papas se enojan si saben que estuve tomando.

José: pues yo si acepto su invitación maestra, gracias jeje.

Silvia: claro que pueden quedarse. luego si les pasa algo no quiero tener problemas con sus padres.

Martín: entonces ya que nos quedaremos aquí, que les parece si seguimos posteando.

Se sirvieron otra ronda de bebidas, siguieron bromeando un rato hasta que mi madre pregunta:

Silvia: oigan muchachos y que ustedes no tienen novia. Yo pensé que invitarían algunas amigas.

Juan: pues yo si tengo novia maestra, pero ahorita andamos peleados jeje.

Silvia: ohhh y eso. Has de ver andado de canijo yo creo, verdad. Jajá.

Juan: no profe como cree. Jajajaja si yo soy un alma de dios.

Silvia: sí como no jajajaja. Y ustedes chicos.

Martín: yo termine con la mía hace una semana. Así que ando algo melancólico jajá

José: pues yo la verdad soltero profe jeje. No me gustan los compromisos y además me gustan las mujeres mayores que yo jeje.

Silvia: no estés triste Martín, ya llegara alguien que si te valore. Mi esposo también me engaño y por eso mejor nos separamos.

En eso voltea a ver a José.

Silvia: jajajaja eres tremendo. Deberías enseñarle a Martín para que no sufra por una sola jajá. Qué tan maduras te gustan o por qué te gustan así José. Jajá

José: así es Martín, hay más culos que estrellas en el mundo y tú llorando por una jajajaja. Y la verdad es que mayores saben lo que quieren y pues la neta enseñan muchas cositas ricas jajajaja. Y pues como de su edad más o menos profe, están en su mero punto jeje.

Juan: si Martín, no mames, tantos culitos y tu valiendo verga por una sola jajajaja. Ya ni la profe que la dejo el wey de su marido jajá. Hasta ella sabe que hay más riatas que estrellas o como era. Jajajaja,

Martín: a poco si ha probado otras desde que se dejó con su ex, maestra. Jejeje

Silvia: jajajaja pero claro que sí. No me iba a deprimir solo porque un tipo no supo valorarme jajá. A ver chicos disculpen, no vayan a pensar mal de mí.

Juan la rodea por detrás con su hombro y le dice:

Juan: no se apure profe jeje. Estamos en confianza no. además, es puro coto jeje.

Martín: si profe no se preocupe, solo queda entre nos, además, ya casi nos vamos de la prepa ya ni nos va ver.

José: no se apure maestra Silvia, todo lo que se hable hoy no sale de aquí. Además, neta que su ex no sabe todo lo que perdió jeje. Con todo respeto maestra, con ese cuerpazo que tiene agarra cualquier rato que se le ocurra jejeje.

Silvia: pues sí, tienen razón jeje solo estamos conversando. Jajajaja favor que me haces José jajá. No estoy tan bien como dices, por algo me dejo mi marido, no. jajá.

Juan: no diga eso profe, neta que si tiene lo suyo. Hasta lo mío jeje.

Martín: es verdad lo que dicen, con todo eso que tiene si le dan hasta para llevar he. Jajajaja.

Silvia: jajajaja hay chicos, me van a chivear.

José: y usted miss. Esta soltera o trae su amorcito. Jejeje.

Mi mamá un poco apenada y sonrojada:

Silvia: por ahora soltera mijo jeje.

Juan: a poco si maestra. Mmmm yo pensé que tendría hasta de a 3 al mismo tiempo jajá.

Silvia: jajajaja cómo crees juan. Si estaría bien jajajaja pero no.

Martín le pone una mano en su pierna mientras bromean.

Martín: pues esta soltera porque quiere Profa. Si gusta aquí estoy yo bien puesto jajajaja no se crea.

Silvia: jajajaja. Soy muy grande para ti mijo jajá.

Martín: y qué. Gallina vieja hace buen caldo o no José. Jajajaja.

José se acaricia lentamente su bulto sobre sus pants.

José: así es bro, una madura como la maestra seguro tiene mucho para enseñar, verdad. jejeje.

Juan y Martín se pegan más a ella mientras continúan.

Silvia: pues. Tal vez jeje.

José: y si nos enseña un poco miss. Digo, para que Martín aprenda lo que es una mujer de verdad jeje.

Juan: así es maestra, además ya casi salimos de prepa y nos gustaría llevarnos un buen recuerdo de usted jeje.

Juan desliza lentamente su mano hasta el pecho de mi madre y lo deja ahí disimuladamente. Martín aprieta suavemente su pierna.

Martín: jejeje ándele Profa. Neta me encantaría y le aseguro que nadie sabrá al respecto.

Me escondi en las escaleras para verla follando con mis tres amigos

José me envía el like. Y me acerco lentamente a la sala, me escondo detrás de las escaleras alcanzando a ver dónde estaban. Mi madre soltó una risita picarona y termino de beber el resto de su vaso.

Silvia: jejeje ay chicos. Esto no es correcto. (Se pone de pie y deja el vaso en el comedor) qué tal si mi hijo despierta o si se enteran en la escuela. Puedo perder mi trabajo.

José se acerca a ella y la abraza por detrás tomándola de sus caderas.

José: no se preocupe maestra, le prometo que nadie sabrá de lo que pase, en cuanto Alex, estaba súper borracho que no creo que despierte hasta mañana jajajaja.

Juan y Martín fueron hacia donde ellos y abrazándola los 3.

Martín: ándele, no nos deje con las ganas jeje. Ni usted se quede con ganas jejeje.

Juan: anímese profe. Total, nadie lo sabrá y nosotros casi nos graduamos y no nos volveremos a ver, sí.

Los 3 comienzan a seducirla; José frotaba su pene contra el trasero de mi madre mientras juan acariciaba sus tetas lentamente y Martín besaba su cuello lentamente.

Silvia: mmmm. (Suspira) hay chicos. Hay está bien., sólo prométanme que nadie sabrá de eso, mucho menos mi hijo.

Los 3: de acuerdo profe.

Ellos sonríen morbosamente por lo que estaba por venir. José continua frotándose contra su culo mientras Juan besaba sus labios y acariciaba sus senos y Martín con sus dedos acariciaba su raja sobre las mallas de mi madre quien solo suspiraba.

Comenzaron cada uno a desnudarse. Mi madre estaba en el centro mientras mis amigos la rodeaban con sus vergas listas para follarla. Fue muy excitante ver a mi mamá, la profesora que era mi fantasía y la de mis amigos; entre ellos desnuda y lista para satisfacerlos.

Ellos manoseaban, apretaban y saboreaban el cuerpo de mi madre que les masturbaba aleatoriamente sus erecciones. Al ver lo que pasaba, mi pene se puso duro como roca con la escena de mi madre y mis compañeros desnudos en mi sala a punto de cogérsela sin piedad.

Juan y Martín chupaban sus tetas cada uno mientras José frotaba su pene entre las nalgas de mi madre que solo suspiraba y daba leves gemidos de placer.

Después de unos minutos; Juan se sienta en el sofá, mi madre se sube de frente al mientras se introduce su pene en la vagina lentamente. Mi madre suelta un suspiro y comienza un sube y baja lento sobre el pene de Juan quien inmediatamente aprieta y chupa las chiches de mamá.

Martín se pajea mientras mi madre cabalga a Juan y chupa lentamente el pito de José. Yo me pajeaba rico mientras observaba el show.

Juan: ufff que rico profe mmmm. Que rica cola tiene  ohhh.

José: ya me tiene bien tieso mmmm. Yo también quiero un poco de eso.

Juan: aguanta wey. Ya casi me vengo ufff. Ahorita te la presto mmm.

Mi madre seguía saltando sobre la verga erecta de juan mientras él chupaba sus tetas y apretaba sus nalgas y ella gemía de placer.

Silvia: ahhh. Ahhh.  Hay Juanito. Así. Ahhh.

Juan nalgueaba y se movía en mi mamá hasta que de pronto la pego hacia su verga y mientras acariciaba su culo la llenaba de su semen. Ella se levantó y sonriendo le dijo:

Silvia: vaya jeje. De lo que se está perdiendo tu novia por enojarse jeje.

Él solo sonreía mientras acariciaba su verga lentamente hasta que se puso flácida. José se acercó y con su verga en la mano:

José: bueno profe, ya vimos un poco de lo que sabe hacer jeje. Póngase en 4 que es mi turno de darle.

Mi madre lo hizo y José se colocó detrás de ella; frotaba su erección contra sus nalgas y luego de un rato, dirigió su cabeza en la entrada de su vagina y comenzó a penetrarla lento.

José: ufff que nalgotas tiene maestra Silvia jeje. Se sienten tan rico que ya no aguanto. Ahí le va.

Silvia: ahhh. Uyyy que rico así sí. Mmmm.

Yo me pajeaba mientras los veía. José tomaba a mi madre de la cintura mientras le daba unas embestidas salvajes al culo que solo gemía y jadeaba de placer.

José: que rico le tiemblan sus nalgotas maestra jeje mmmm.

Silvia: hay sí Josecito así. Ahhh. Que rico así así. Ahhh.

Después de un rato, José disminuía su ritmo pero la penetraba más duro; al cabo de varias metidas profundas se tumba encima de mi madre mientras eyacula dentro de ella.

José: Ahhh. tenga mi lecheee profeee:. uffffff.

Silvia: ahhhhhh ayyyy mijo aaaahhh. Si dámela así ahhh.

José se desploma sobre su espalda llenándola de leche, besa detrás de su espalda mientras frota su pene cada vez menos duro entre sus nalgas.

Silvia: uyyy. Siento mi vientre lleno de su semen chico jeje. Ufff, no recuerdo la última vez que me llenaron así jeje.

José: jejeje para que vea lo mucho que la queremos maestra jeje. Apenas vamos empezando y luego falta Martín aun jeje.

José se levanta dejando a mi madre boca abajo sobre el sillón; Martín toma su lugar y sin tantos rodeos penetra la vagina de mamá y se mueve duro contra su culo, sólo se escuchaba como pegaba su vientre en esas nalgotas mientras ella pujaba de placer.

Silvia: ohhh. Hay Martín despacio mmmm. Ahhh.

Martín continuaba su ritmo mientras besaba detrás de su cuello y apretaba sus nalgas.

Martín: ijoles profa. Que ricas nalgotas mmmm. Ay le van mis mecos ufff…

Saco su verga y la puso entre las nalgas de mamá mientras sus chorros de semen las lubricaban espesamente.

Mi madre se levanta para limpiarse, mientras mis amigos soban sus vergas flácidas.

Silvia: mmmm. No pensé que 3 jovencitos como ustedes fuesen tan viriles jeje. No me digan que eso fue todo.

José: claro que no miss, aun nos gustaría algo más con usted jeje.

Silvia: y qué sería. Jeje.

Martín: vamos a su cuarto para tener más espacio los 4 y le enseñamos, le parece maestra. Jeje.

Los 3 se acarician sus vergas flácidas mientras siguen a mi madre a su cuarto. Mi madre se sienta en la cama y ellos la rodean de pie. Le acercan sus penes a su cara y ella comienza a chuparlos uno a uno, lentamente excitándolos para causarles otra erección.

José: fiuu. Vaya que es una experta parando vergas maestra jeje. Mire como me la puso.

Juan: a mí igual. Ya quiero darle de nuevo jejeje.

Era la 5ta vez que eyaculaba esa noche, espiando como mis compañeros disfrutaban de la zorra de mi madre.

José: ahora si maestra, súbase en mí para que sepa lo que es bueno jeje.

Mi madre se montó sobre José, moviéndose lentamente mientras el acariciaba sus tetas.

Silvia: mmmm así nene. Ahhh que rico mmmm.

José: siiii profeee asiiii uffffff.

Le hicieron doble penetración a la puta de mi jefa

En eso, juan se coloca detrás de mi madre y frotando su verga, la introduce entre sus nalgas y la agarra de sus hombros.

Silvia: ahhh qué estás haciendo Juan. Ahhh. Sácala me duele ahhh.

Juan la ignora y comienza a penetrarla más duro por su ano, mientras aprieta sus chiches por detrás.

Juan: aguante profe uhhh. Se siente bien rico su ano mmmm. Apoco no le gusta tener 2 vergas adentro. Ahhh que rico mmm.

Silvia: uyyy nooo. ahhh. Duele, duélele ahhh.

Continuaron el mete y saca por unos 35min hasta que ambos terminaron vaciándose en su culo y vagina.

Se acostaron cada uno a su lado, besándose y acariciando sus cuerpos mutuamente.

Martín se puso entre las piernas de mamá, subiéndolas a sus hombros, comenzó a penetrarla duro. Mi madre soltó un grito al sentir como la cogía, mientras los otros chupaban sus pezones duros y besaban su cuerpo extasiado.

Silvia: ahhh… uyyy que ricoooo asiiii. Asiiii. Dame mijito dame ahhh.

Martín: ay maestra. A poco no le está gustando. Ufff. Tómela toda tómela ahhh.

Sus movimientos eran duros y seguidos, solo se escuchaban sus gemidos y los huevos de mi amigo golpeando las nalgotas de mi madre sin parar. Después de un rato, Martín jadea y comienza a chuparle los chiches mientras se queda quieto dentro de su vagina, derramando su leche caliente.

Martín: aaaaghhhh. Ahí le va mi leche. Ahhh sí.

Silvia: ahhh. Si mi hijo así mmmm.

Yo estaba muy cansado y sin más semen por echar en mis testículos después de ver semejantes escenas con mi madre. Ellos se quedaron besando su cuerpo, acariciando sus chiches, sus nalgas y su vagina mojada y brillosa por sus jugos y el semen de mis compañeros. Lo hicieron un par de veces más por la noche mientras yo dormía ese mismo rato.

Al día siguiente; mis amigos se habían marchado antes de que despertara, tenía el dinero bajo mi almohada y un msj de texto de parte de mi amigo José:

José: estuvo genial anoche bro. Valió la pena cada centavo jajá. A ver cuándo se repite de nuevo.

Continuará.

By: Dha

Compartir en tu redes !!