Yo entrego a mi esposa y mi esposa me entrega a mí

📋 Lecturas: ️5566
⏰ Tiempo estimado de lectura: 5 min.

Soy casado hace 12 años con mi esposa, cogemos seguido hoy les contare como nos entregamos mutuamente a un mismo hombre.

Todo empezó cuando veía una película para adultos en casa, solo pensaba pasar el rato, me llamo la atención tenía una buena historia, era de un matrimonio que estaba perdiendo el amor y se estaba apagando la llama del sexo porque los dos no se decían cuál era el problema, hasta que un día le confeso que le gustaba un amigo y era su fantasía que él la cogiera y lo tenía todo el tiempo en su cabeza, se excitaron tanto los dos que terminaron exhaustos.

Pasaron los días  y un día lluvioso solos en la casa se dispusieron a coger y fue hay que le dijo que  tenía ganas de ver como la cogía otro hombre, pero que también quería participar no en un trío, sino que también lo cogieran a él.

Entonces le dije a mi esposa que me gustaría hacer eso, si ella estaba de acuerdo, ella dijo que si, que también le encantaría, entonces ella habló con un amigo que le gustaba y que quería que la cogiera, le comento cuál era la idea y estuvo de acuerdo porque le tenía muchas ganas a mi esposa, pero no se lo había dicho.

El día llego y yo ayudé arreglar a mi esposa con el maquillaje y como fuera vestida, bien sexi, compramos unas cervezas para entrar en calor le puse un beibidol rojo, una tanquita blanca, zapatillas negras, labial rojo, pelo Lacio suelto, la perfume muy bien, llego el hombre no muy alto y de buen cuerpo nos saludamos y empezaron a besarse y a entrar en calor, se dieron un buen sexo oral en un 69 que disfrutaban los dos, gemían y se movían muy rico.

Luego él se acuesta y me dice entrégame a tu mujer, que después ella hará lo mismo contigo, la tome de la mano y la lleve hasta donde estaba él, yo mismo la acomode en su rica verga hasta que le entro toda, era verga limpia bonita de unos 15 centímetros venuda ricaaa, me retire y espere en el carro ya cuando salieron se subió al carro y me contó todo lo que le hizo y como lo disfrutaron los dos y me dijo sigues tu para el fin de semana.

Ya el fin de semana mi esposa me pregunto como quería ir vestida y le dije que de colegiala, ella me compro todo lo que necesitaba y me llevo al hotel y con una amiga me ayudaron a vestir como una colegiala: peluca, falda escolar de cuadros un calsonsito de bikini con encaje bien bonito y me maquillo la neta quede divina.

Llego el amigo y me dijo que hiciera lo mío, así que se lo mame bien rico, la neta que me sabía a rico uuuufff empezó a tocarme y me masturbo hasta que me hizo venir, me unto mi leche en el culito y también se la unto en su rica verga y le dijo a mi esposa entrégamelo, igual que hice yo ella me tomó de la mano y me sentó en la verga de su amigo, me dijo disfruta tu secreto.

Fue entrando esa rica verga poco a poco hasta que me entro toda, no hay día que no recuerde ese momento en que mi esposa me entregó a su amigo y me sentó en esa riquísima verga uuufff me cogió rererericooo.

Cuando ya me tenía ensartada le decía: no pares, dame más, la quiero toda adentro, que rico la tienes no dejes de ensartarme, soy tuya te obedezco en todo, soy tuya papi y él me decía que lindo culo tienes, bueno para coger estas exquisita nena, putita es lo que querías verdad, andabas buscando una buena verga.

Aquí la tienes dentro de ti para que la sientas toda todita, me apretaba las nalgas para que sintiera bien rico esa verga, toda bien adentro, me nalgueaba y me daba duro muy rico hasta que termino dentro  de mi culito, me gire y se la mame limpiándole la leche que quedaba en esa rica verga que me había comido muy muy muy rico es que me acuerdo y quisiera que otra vez me lo metiera.

Me pidió que le regalara el calzoncito y ya para despedirnos se lo volví a mamar un ratito. Luego salí para mi casa a contarle a mi esposa como me habían cogido.

Cuando se lo hago a mi  esposa le digo cosas bonitas empezamos el faje normal ella viste sexi le gusta las tangitas, los cacheteros, los biquinis, la pongo a que me mame la verga desde mi culito hasta la punta de mi verga, y lo hace con mucho placer se la mete a la boca y me lo chupa muy rico, pasa su lengua por todo ese trozo de carne, yo le lamo su panochita y culito le meto la lengua bien adentro, mientras ella tiene mi verga bien adentro de su boca también así estamos por un rato.

Luego la siento arriba de mí, ella seda unos buenos sentones es buena cabalgando una verga, nos empezamos a contar como nos cogieron eso nos prende a los dos hasta quedar satisfechos los dos, ya acabando ella me viste de mujer para dormir me pone biquinis que más me gustan, me masturba y me acaricia con un dildo mi trasero, disfruto ser su putita después del sexo.

¿Cómo les pareció?, leo sus comentarios

Compartir en tu redes !!
Carlos Huertas
Carlos Huertas
Relatos: 18