Pago penitencia porque me presta a su mujer

📋 Lecturas: ️6610
⏰ Tiempo estimado de lectura: 14:00 min.

Soy un maduro de 50 años mi esposa murió cuando tenía 40 y nuestra vida de pareja fue excelente pues teníamos una buena comunicación y aunque no éramos abiertos al excesivo desorden fantaseábamos con hacer cosas involucrando a terceras personas pero jamás encontramos las adecuadas sin embargo el imaginarlo hacia que nos amaramos cada día mas, pero nunca llego la oportunidad de hacer alguna de las locuras que rondaban en nuestras mentes.

Después de que ella murió y aunque he intentado iniciar una relación me he encontrado con que jamás he encontrado el placer que sentía con mi mujer que aunque no era una acróbata del sexo era muy orgásmica cariñosa femenina y muy buena esposa por lo tanto cada relación sexual en afán de volver a sentir el placer sexual ha sido frustrante e infructuoso lo que me ha dado paz espiritual y resignación en otras actividades que no tienen que ver con sexo.

Uno de los pasa tiempo más sido el billar con el que se hacen amistades pues es más común este deporte en las personas educadas como profesores o profesionales en diferentes áreas que usualmente no mezclan licor pero se dan algunos casos en que se le mezcla licor.

Entre esos jugadores había un tipo de unos 30 años con el cual parecía que nos pusiéramos cita a la misma hora y le encantaba jugar con migo pues no le importaba perder solo distraerse y dialogar un poco. Dentro de las charlas un día domingo me invito una cerveza pero jamás bebo entonces me dijo que tomaría la cerveza y que yo lo que quisiera solo que lo acompañara.

En medio de la charla me pregunto si era casado le dije que viva solo por la muerte de mi mujer el me dijo que hacía cinco años se había casado y me mostro una foto de ellos estando en una piscina cosa que me dejo aterrado la suerte de aquel chico y me preguntaba que hacia un domingo en un billar con semejante mujer; lo felicite y a manera de chanza le dije si mi mujer fuese así de hermosa no estaría yo hoy domingo por acá en un billar. Por lo que hizo una cara de desconsuelo y comento que no todo lo que brilla es oro.

No quise hacer preguntas sin embargo el me dijo que no es que sea una mala mujer es muy buena esposa y trabajadora pero tal vez yo no soy el adecuado para ella. Entonces le dije que si ella lo escogió habiendo tantos y teniendo los medios para atraer a otro porque se quedó con ud. Mientras pensaba dijo: tal vez porque yo tengo dinero que me dejaron mis padres o por mi profesión soy ingeniero.

Yo lo miraba y la verdad considero que era un tipo bien parado joven blanco y muy masculino. Le pregunte no será que tiene ud una baja auto estima o hay problemas de otro tipo entonces me dijo que ella pedía demasiada cuerda y que él no le daba la talla. Bueno solo llevan cinco años ella también se va a dar cuenta solo tienes que hablar decirle poner reglas. O buscar ayuda médica. El tema quedo ahí porque lo llamo la esposa y decidió irse.

Pero las charlas siguieron aunque ya sin la ayuda del licor poco a poco me fue contando el verdadero motivo de su problema de pareja. Pues el decía que tenía erección pero pasaba más de una semana en que no le llamaba la atención su esposa ni ninguna mujer y me conto que estaba confundido porque miraba videos gay y eso si le excitaba.

Yo quede frio porque llevaba meses interactuando con un marica y la gente me estaba viendo y yo no tenía idea cuántos de ellos lo sabían. Por lo tanto quise inventar una disculpa para no volver al billar. Sin embargo el me dijo que no pensara mal de él y que jamás había tenido rose con hombres y que a el le encantaban las mujeres solo que se sentía muy acosado por la mujer y eso la hacía perderle el encanto no solo a ella sino a todas. Pero no le atraían los hombres sin embargo para poder estar con ella veía videos gay en el celular y de esta forma seguía con su vida sexual con su pareja como si nada.

La cuestión es que nuestra amistad siguió pero no fue la misma solo era jugar un chico de billar y cada uno para su casa sin embargo un día sábado me dijo que si lo acompañaba a la casa que su esposa se había ido a donde sus padres a visitarlos y volvía hasta el lunes y que no quería suicidarse. Comentario que hizo a manera de chiste pero me preocupo más cuando sabia los problemas que lo confundían.

El se puso a tomar wisky y mientras yo tomaba refrescos no soy bebedor y cuando ya se emborracho me dijo que si yo le hacia el favor y lo penetraba pues quería saber y si era gay y de esta forma salir del closet y dejar a su mujer para que fuese feliz con otro hombre. Yo no le hice escandalo pues me di cuenta que estaba muy borracho y le dije que yo no tenía esos problemas que yo era muy hetero-sexual.

Entonces saco un portafotos y se puso a mostrar a su familia pero haciendo énfasis en su mujer y de verdad que era un bombón de repente me dijo que si yo lo penetraba el me daba la oportunidad de estar con su muer porque ya habían hablado del tema. Y esa era una de las forma de buscar ayuda. Pues ella decía que no quería separarse y que estaba dispuesta a estar con otro hombre pero que ella no lo escogería y le daba la opción de escogerlo a el.

Eso le dio un vuelco total a la charla pues la verdad su esposa me gustaba y una de las grandes frustraciones mías fue no haberle conseguido un hombre para vivir nuestra fantasía.

Entonces le dije mire hagamos una cosa yo soy una persona madura y no creo que le guste a su esposa además pienso que está muy borracho no se preocupe por mi discreción le agradezco el rato que pasamos y el que me tenga esa confianza pero eso es mejor hablarlo en sano juicio y aun mas de hacerlo, hacerlo en sano juicio.

Yo no fui al billar en varios días pues a pesar de que yo no había hecho nada malo no sabia que cara ponerle si volvía al billar pues lo último que yo quería era mostrarle muchas ganas a su esposa pero déjeme decirle que pensar en lo que me había dicho me había vuelto a mis días de adolecente pajuela.

El temor a encontrármelo hizo que yo cambiara de ambiente en otro billar pero ya no tenía amigos y no conocía los jugadores algunos eran conflictivos pero pues no me importaba perder solo me divertía. Y así pasaron unos meses hasta que me lo encontré y me saludó efusivamente y me dijo que lo perdonara si me había ofendido, que volviera al billar y que no volveríamos a tocar el tema y solo jugaríamos como amigos normales.

Así fue, volví al lugar de siempre y ya no buscaba jugar con migo sino con otras personas lo que me frustro no sé si por perderme la oportunidad de una mujer tan linda o por tener que lidiar con otros jugadores. Pues ni a él ni am nos importaba ganar solo jugábamos.

Fui yo quien lo invito un día a jugar billar y todo volvió a la normalidad hasta que un me lo encontré en la calle iba con su esposa y me la presento y le daba buenas referencias de el gran amigo que era yo y la seriedad y mi cultura mejor dicho me puso por el cielo y de repente ella dijo a él es el que quieres llevar a almorzar a la casa? y él le dijo si a él es que siempre he querido invitar, y entonces ella dijo que bien por qué no va el domingo, y le dije que iría a almorzar pues al parecer le caí bien.

Cuando nos fuimos a despedir volvió y me hablo en secreto. Preguntando si me gustaba le asentí con la cabeza y luego agrego ya sabe cuál es la condición porque por ella ya está ilusionada yo le había mostrado fotos suyas y estaba de acuerdo y la conozco le cayó bien.

La verdad casi tengo una erección con solo enterarme y cuando volvimos a vernos a solas retomamos la charla y le dije hay un problema como te dije no me gustan los hombre no se si se me pare entonces me dijo no importa solo deme la oportunidad de hacerle sexo oral y si se le para se pone un condón y me penetra y mi esposa y yo estaremos agradecidos. Entonces le pregunte o sea que ella esta enterada de su problema y me contesto con un no rotundo dijo será nuestro secreto.

Así fue que un día mientras su mujer trabajaba me invito a la casa pues el no tenía horario que cumplir y allí mientras veíamos un video porno en el televisor nos pusimos a hablar de su esposa y lo intensa que era y sus orgasmos y luego me bajo la bragueta me lo chupo y no aguante para penetrarlo me vine en su boca.

Yo pensé que con eso había ganado la entrada a estar con su mujer pero me dijo no la condición es que me penetre quiero saber su puedo tener orgasmos con la penetración o solo es curiosidad.

Pero mis 50 años no dieron para más y la verdad toco dejarlo para otro día pero en el tiempo transcurrido para una nueva cita yo no hacía sino pensar en su esposa y en cómo me lo había chupado de rico y esta vez ya no miramos porno él estaba en pantaloneta tenía un pene enorme que la verdad me daba envidia pero no tenía erección me dio unos pocos chupones y ya con su ano lubricado y lo penetre.

Esto es uno de los mejores recuerdos, yo había penetrado vaginas toda la vida pero un ano jamás y la verdad ufff eso fue grandioso y más cuando vi su pene erecto y frente al espejo sin tocarse el pene eyaculo y siguió con su pene erecto como si nada mientras mi pene quedo completamente escurrido. Pero cuando ya me vestí entonces me dijo: bueno entonces se ganó la salida con mi mujer; el problema es que ella no quiere que la lleve a un motel fue lo primero que me dijo de hacerlo lo hago delante de ti en nuestra casa para que no haya problemas de celos; yo llego hasta donde tu me dejes llegar. Lo único es que ella no debe saber que tu me penetraste o que tengo esa confusión.

Así fue la invitación fue con almuerzo vino cerveza y un poco de baile lo cual provocó que ella se desinhibiera y empezó a modelar sus curvas y a quitarse la ropa siempre fijándose en su esposo a ver hasta donde le permitía pero el solo me miraba y me animaba a mi; luego se quitó la blusa se quedó en sostén y seguimos bailando mientras estaba solo en ropa interior y fue cuando me increpo: bueno hermano bésela parece que no le gustaran las mujeres y ella solo ponía las mejillas haciéndose de rogar hasta que de un momento a otro nos dimos un beso en la boca que por poco eyaculo pues ya había olvidado esa sensación.

Quedamos completamente desnudos y pues mi erección no es muy buena ya por la edad tal vez sin embargo mi pene caído sobre los testículos había irrigado lo suficiente por lo que ella lo tomo en sus manos se puso de rodilla y miraba a su esposo buscando aprobación pero no dijo nada solo se acercó tomo mi pene y se lo coloco en su boca lo que hizo que mi erección fuese consistente pero estaba a punto de eyacular por lo que lo retire de su boca para tomar un respiro y ella se puso de rodillas sobre el sofá exhibiendo sus nalga abriéndolas y exhibiendo su ano y vagina en forma provocadora; el me empujo volvió a tomar mi pene en sus manos ya erecto y duro como piedra y lo dejo frente a su abertura y con leves empujones hizo que mi pene se perdiera en aquella hermosa vagina babosa y lubricada. Mientras su esposo intentaba besar sus nalgas y su ano buscando la disculpa para pasar su lengua por mi pene hasta que me dio un empujón me saco de entre su vagina y como desesperado la penetro y eyaculo dentro de ella mientras ella lo besaba y le agradecía con suaves palabras le decía: lo ves que si puedes solo se necesita un poco de ayuda mi amor eres mi hombre te amo y no quiero perderte.

Yo escuchaba la conversación más excitado que nunca porque ver el pene de mi amigo tan enorme dentro de aquella vagina me puso a mil ya no soportaba me dolía el pene entonces me acerque y con un leve empujón en las nalgas de mi amigo me dio el permiso para eyacular dentro de ella.

Todo termino y cuando ya me había bañado y estaba a punto de salir se me acerco ella y me dijo: nos seguirás ayudando no quiero perder a mi esposo saca tiempo y nos acompañas cuando tú quieras. Cuando estés necesitado pues yo se de tu viudez.

Desde ese día mi amigo me permite estar con esa dulzura de mujer pero siempre tengo que cumplir la penitencia a la cual ya le encontré el gusto.

By: Longevo 😊

Compartir en tu redes !!
AlfredoTT
AlfredoTT
Relatos: 4236