Mi vida con Coqui es hermosa

📋 Lecturas: ️
⏰ Tiempo estimado de lectura: min.

Cuando conocí a Coqui ya pintaba ser un putito hermoso, en ese tiempo yo salía con su hermana y él era muy regalón conmigo. Yo lo trataba como lo que era mi cuñadito, pero me calentaba su forma de ser. Cuando su hermana no estaba jugábamos a la playa y él siempre me tocaba, sin querer o tal vez queriendo la pija, y yo volaba de calentura.

Yo lo hablé con mi noviecita de su hermano, y esta decía que les salió muy puto, yo solo me reía, un día paso lo que me imaginaba con él, por dios como me tiro la goma el muy putito, fue increíble. A partir de ese día yo iba a la casa de mi novia y trataba de estar con él, me encantaba el énfasis que le ponía con su boca. 😁

Le manoseaba la cola, se la tocaba a full, él me decía que llegado el momento me la daría, y que solo me la chuparía, yo estaba más que satisfecho con las chupadas de pija que me daba. Una tarde donde yo sabía que tenía un par de horas antes que pase a buscar a mi novia, me mande a su casa y Coqui estaba solo, me le fui al humo y me lo cogí, por dios esa colita hablaba.

Creo que fui el primero en metérsela

Lo disfruté muchísimo, estuve un par de meses más visitándolo hasta que me pelee por una boludez con su hermana y no lo vi más. Tampoco lo busqué ni nada, le perdí el rastro, el único lugar donde lo veía era su casa y por razones obvias no pude verlo más. 😛

De esto pasaron muchos años fueron como 15, hasta que sin saberlo volví a dar con Coqui de casualidad yo desde el momento que tuve relaciones con el me cambio mis gustos sobre el sexo, siempre busqué gays pasivos afeminados , o travestis, me encantaba tener sexo con ellos buscando algún pasivo o travestis en páginas en internet.

Me llamo la atención una hermosura de crossdresser que se hacía llamar Coqui, volvieron a mí los recuerdos de ese hermoso putito, lo contacte y me dio un turno, no se le veía bien la cara en las fotos, pero estaba buenísimo, llegado el día fui y me abrió un muchachito donde me pregunta si tenía turno y le dije que con Coqui y me dijo si habitación 2. 😵

Pague y me mande, golpee la puerta y allí estaba, enfundada en un conjunto rojo, su boquita pintada, la primera impresión de Coqui fue decirme… José, José sos vos? Mi vida me había reconocido, se paró de la cama y me dio un abrazo de esos que te ahogan. Mis manos ya estaban en su cola, ya crecida y hermosa como siempre.

Coqui no paraba de abrazarme y decirme cosas hermosas, mi pija estaba a full, Coqui me miro y mi vida estaba emocionada, le sequé las lágrimas y le dije…¡hola hermosa por fin te encontré!!! Coqui desabrochó mi pantalón y comenzó a chupármela de una manera que me sorprendió, su lengua lamía mi pija como nunca, sus manos subían y bajaban por ella regalándome una mamada sublime. 😲

Solo se escuchaba sus lamidas

Sus besos chupadores y sus mmm mmm…. me sentía en la gloria, Coqui se subió arriba mío y solita se la puso en su cola, y mientras me cabalgaba su lengua se metía en mi boca, mis manos hacían fuerza para que la cogida sea mejor, sus tetitas estaban riquísimas, era mi Coqui hermosa.

Le llene la cola de leche y ella seguía cogiéndome y besándome, bajo y volvió a comerla, estaba echa una fiera, me saco el segundo polvo el cual lo tomó y disfrutó, obvio que yo más, mi amor de acá, mi amor de allá, le dije que se venga conmigo a casa, que quería que sea mi mujer, me dijo que si, que no lo pensaría dos veces. 🤣

Al otro día la pasé a buscar, subió un bolso con sus cosas al auto y de verdad estaba hermosa, era todo una nena, su carita angelical, sus piernas, su boca, su pelo, su cola, sus tetas, era toda mía.

Llegamos a casa se acomodó en ella, y volvimos hacer el amor, verla toda desnuda, comerla íntegramente, su pijita diminuta es mi tesoro más preciado, amo a mi Coqui…. 😉

Parte II

Coqui es todo para mí, nos adaptamos a nuestro nidito de amor, al llegar yo a casa después del laburo y verla tan putita para mi me enamoraba cada día más, siempre tenía algo nuevo para hacerme, me desvestía y me la chupaba, me provocaba con su cola, me la apoyaba y me sobaba la pija, jugábamos a que ella era una putita sumisa, yo un macho alfa

Le gusta mucho cuando ella me decía que no y yo prácticamente la vio***, hacemos muchas guarradas, cogemos todos los días yo pensé que no iba a poder pero si, la veo y ya se me para la pija, es una cosa de locos como me tiene siempre alzado, cuando llega el fin de cocina y yo estoy por detrás, tocándola, comiéndole la cola.

Me enamora más cuando su pijita se para y la hago acabar, después me tengo que agarrar porque se pone como una fiera conmigo, muchas veces me despierta chupándomela, otra veces la despierto cogiéndola, es hermosa mi mujer, mi putito, mi vida.

Al acostarnos por las noches siempre se duerme en mi pecho y un dedito mío en su ano, cuando me levanto para irme al trabajo, ella se levanta y me prepara unos mates y me pajea o me la chupa, y me dice eso es para que no puedas cogerte a nadie en el laburo, yo soy toda tuya siempre.

Me manda fotos por wap, en bolas, metiéndose los deditos en su hermosa cola, me dice que haga lo mismo, lo hago voy al baño del laburo y le muestro que la tengo toda dura para ella.

Al llegar a casa nos garchamos todo, sé que no es tan lindo este relato, pero es para contarles lo que es mi vida con ella, gracias por leerme…

By: José

Compartir en tu redes !!
AlfredoTT
AlfredoTT
Relatos: 4236