Sexo con Maduras | 12.039 lecturas |

Folle con la madre de mi mejor amigo de secundaria

Pasaron dos años desde que terminé la secundaria y nos volvimos a encontrar con mi mejor amigo del colegio, luego no supe nada más de él, nos dimos un fuerte abrazo y me dijo que vaya a su casa que iba a celebrar su cumpleaños número 18 luego cada uno siguió su camino.

Siempre que iba y regresaba de la tienda de mi padre donde le ayudaba mientras me preparaba para mi ingreso a la universidad viajaba con un autobús repleto de gente, como era costumbre ya varios nos conocíamos de vista y sabíamos dónde subíamos y bajábamos por la rutina de todos los días.

No había diferencias entre hombres y mujeres que pugnaban por subir y buscar un sitio donde ubicarse y viajar algo cómodo y cada vez que se detenía subían más pasajeros y el cobrador que decía “Avancen al fondo que hay sitio por favor todos quieren viajar”.

Cuando subió una señora y abriéndose paso entre la gente se colocó a mí lado pero luego su trasero comenzó a sobarse con mi verga y tuve una erección rápidamente, ella no dijo nada me veía de reojo y prefería que fuera yo quién sobe su enorme culo que un hombre gordo que la veía con deseo así que tuvo que buscar otro lugar donde ponerse.

Como dije anteriormente ya eran varias veces que nos veíamos en el autobús y que ella me buscaba o yo a ella para estar juntos era una actitud cómplice así que mi verga dura estaba en medio de su culo sobando lo que duraba el viaje hasta que ella bajaba y me daba una leve sonrisa, ella tiraba para atrás su trasero y hacía leves movimientos de caderas cuidando que nadie más se diera cuenta y varias veces había logrado que explote y me moje todo, ella una mujer mayor disfrutaba mucho calentar a un muchacho y hacerlo volverse loco hasta que eyacule en su riquísimo trasero.

Le conté a mi padre que hoy sábado saldría un poco más temprano porque había vuelto a ver a Iván un buen amigo del colegio e iría a su fiesta y estuvo de acuerdo.

– ¡¡Ya tienes 18 años así que ve con cuidado hijo y lleva está botella de vino para que brindes con tu amigo!!

Y me alcanzó la botella de la sección licores y me fui donde Iván no me fue difícil encontrar la dirección era una casa grande y antigua cuando tocó el timbre y abrieron la puerta era él que se puso contento de verme ahí.

Hola pasa Gabriel

Había regular gente me presento con su papá primos y otros familiares que brindaban muy seguido, ahí me dijeron que él apenas había terminado el colegio había viajado fuera del país y solo había regresado por su cumpleaños para festejar junto con sus padres.

Cuando llamaron a todos para hacer el brindis protocolar salieron de la cocina varias mujeres que estaban viendo lo de la comida ahí conocí a dos tías y luego apareció su mamá sonriente de la sorpresa casi se me cae la copa de la mano.

Ella también se sorprendió que rápidamente se le fue la sonrisa y se puso pálida, como sería de pequeño el mundo… ?qué la madre de mi amigo era la mujer que casi siempre me ponía el culo en el autobús?, rápidamente me presentó como si fuera la primera vez que la veía y ella lo entendió y siguió el juego.

La fiesta continuó normalmente baile y trago ahora ya se habían formado los grupos de los jóvenes y lo mayores, disimuladamente la veía sin despertar sospecha ella bailando con su marido y amigos y ella también me veía de vez en cuando y se ponía nerviosa cuando hablaba con su hijo pero jamás le diría que su madre era una puta caliente por la amistad con él pero ella no lo sabía.

Ya Iván estaba muy mareado porque todos querían tomar con él porque ya era mayor de edad, cuando su mamá se nos acercó y le dijo para bailar con su hijo pero él no quiso y me dijo “Gabriel baila con mi mamá”.

Ella me vio a los ojos y tuvo que aceptar y era una salsa mi mano se posó en su cintura y empezó el baile sentir su cuerpo otra vez cerca me excito y se me puso dura la verga así que con mucho cuidado la acerqué más hacia a mi ella sintió la dureza entre sus piernas y se puso nerviosa y acercó su boca a mi oído.

-Ten cuidado con lo que haces acá esta mi marido e hijo por favor no quiero problemas.

Vi a mi alrededor y la gente estaban tomando y bailando y nadie reparaba en nosotros así que apreté más fuerte hacía mi y viendo sus ojos.

-No te preocupes no habrá ningún problema siempre en cuando tú colabores conmigo como cuando estamos en el autobús.

Ella se puso muy nerviosa y no dijo nada así que lo tome como una aceptación terminamos de bailar y se fue junto a su marido, ya era tarde y algunos invitados se iban yo estaba planeando cada paso a seguir no tomaba mucho y bailaba seguido con sus primas de Iván.

Ya eran las 5.40 am y solo quedaban tres personas aparte de Iván y sus padres era su cuñado y su esposa y una prima de ella que estaba también mareada y me sacaba seguido a bailar y estaba muy buena aun así que había que aprovechar y le sobaba el bulto y se estaba calentando pero se dio cuenta la mujer de su cuñado y le dijo para irse.

-Vamos Susana ya es tarde… vámonos disculpe joven está un poco mareada.

Y se los llevo a los dos su marido estaba borracho cuando buscó a la mamá de Iván para la despedida la encontró en la cocina y se fue en un taxi, en un sofá estaba dormido Iván y en el otro su padre totalmente borrachos. Me fije si reaccionaban y nada estaban totalmente tumbados y fui a la cocina en busca de ella y la observé unos segundos estaba con un vestido rojo que marcaba su cuerpo en especial su enorme trasero.

Y me acercó muy despacio y la abracé por detrás y sienta mi verga en medio de su culo se sobresaltó y se quiso zafar de mi pero no se lo permití

-Nooo… Gabriel acá están mi marido y mi hijo suéltame… Por favor.

Le dije que no tenía que preocuparse por ellos porque estaban bien dormidos y colaboré para que todo sea mejor y evitar mayores problemas mientras mis manos recorrían sus caderas y nalgas, ella entendió rápido que tenía que hacer lo que yo ordenaba y se dejó manosear por mi.

Cuando le dije que se arrodille no quiso ella creía que todo sería como cuando ella jugaba conmigo en el autobús pero ahora era yo quien iba a jugar con ella como quisiera, entonces me vi obligado amenazarla con que su hijo se iba a enterar del tipo de madre que tiene que sube a los autobuses para que le soben el culo que es una perra caliente.

Inmediatamente se arrodilló y me bajó el cierre del pantalón y sacó de su encierro mi verga que estaba muy duro y empezó a pasar la lengua por todo el glande bajando hasta mis huevos su boca era muy buena dando una felación que era lo mejor que recibía a mis 18 años sus ansias para que terminé en su boca la hacía que su cavidad bucal se trague todo mi sexo a buena velocidad lo sacaba y metía.

-Ohhh sii que ricooo chupalooo como tu sabes ohhh

Mis palabras parecían motivarla más porque su lengua jugaba con mi pene en su boca era toda una maestra chupando vergas, ahora que al final conocí a su marido me di cuenta que era mucha mujer para él y no la complacía

Mis manos sujetaron su cabeza cuando sentí que mi cuerpo comenzó a temblar y llegaba al clímax y eyacule en su boca llenándola de una buena cantidad de semen caliente y joven que ella tragaba hasta la última gota y no lo soltó hasta dejarlo completamente limpió.

-Aggg siii qué ricooo Ohhh

Scroll al inicio