Un dia de camping con mi novio y dos extraños

📋 Lecturas: ️
⏰ Tiempo estimado de lectura: min.

Hola me llamo Malena en la actualidad tengo 48 años; pero os quiero contar un relato que me sucedió cuando todavía no estaba casada, contaba con 24 años y mi novio tenía 27. Deciros que corte con él a los tres meses de suceder esto.

Nos fuimos de excursión un fin de semana al Pirineo Aragonés, llegamos en el coche hasta un pueblo donde lo dejamos aparcado. Cogimos las mochilas y la tienda de campaña que era de esas de dos personas pequeñita y fácil de llevar y empezamos a caminar por unos senderos llenos de bosques y de piedras, realmente bonito aquel paisaje. 😁

Hicimos algunas paradas para comer y beber. En una de esas paradas se nos acercaron dos chicos más o menos de nuestra edad y nos preguntaron si iban bien por aquel camino hacia un lago que había al final (no recuerdo su nombre). Mi novio les dijo – si nosotros vamos para allí, entonces ellos nos preguntaron si no nos importaba que nos acompañaran, a mi novio le pareció bien así que a mí también, así conversación no faltaba y me parecía más ameno el camino.

Mi novio iba primero abriendo camino después iban uno de ellos después yo y detrás de mí el otro en algunos tramos del camino me tenían que empujar o dar la mano, vamos estaba más que atendida incluso se ofrecieron para llevarme la mochila, yo llevaba un pantaloncito corto ajustado de colorines y una camiseta ajustada verde, cuando me empujaban desde atrás no lo hacían de la cintura más bien siempre me empujaban del culo cosa que a mí me empezaba a dar un poco de morbo aquella situación. 😍

Yo veía como me miraban los dos y también sentía que mi novio me miraba no sé si vigilando. Así que me sentía observada y deseada y aquello me producía un morbo especial, así que cada vez dejaba que me ayudaran un poco más. Después de bastantes horas caminando llegamos a un bosque y una explanada donde podíamos poner las tiendas.

Ni que decir tiene que durante todo el montaje me sentía bastante observada desde arriba hasta toda. Nos sentamos juntos los 4 fuera a cenarnos unos bocadillos. Ni que decir tiene que a las 9 de la noche en aquel bosque hacia un poco de fresquito así que llevaba un chubasquero, para no coger frío.

Entablando una conversación de dónde éramos, si solíamos ir mucho de camping, etc. La verdad que enseguida pareció que cogíamos confianza además de haber ido un buen tramo junto, y de compartir mesa, lo que iba a venir después no era de extrañar. Decidí ir a la tienda y les explique que tenía un poco de frío y que me iba a meter en el saco de dormir así que me despedí.  😃

Entré en la tienda un poco excitada y pensando en morbosa un ratillo así que deja la cremallera de la puerta un poco abierta, cogí la linterna y la puse delante de mi. Sabía que así se me vería la silueta desde fuera, y me dispuse a quitarme el chubasquero. Después la camiseta lentamente y les escuchaba hablar y le decían a mi novio que era muy guapa y que por lo que podían ver era bastante sexy, yo me puse un poco de lado para que mi silueta se notaran mis tetas cuando me quitaba el sujetador.

Lo hice despacito mientras movía mi peló con las manos para adelante para hacerme una coleta. Me puse todo lo de pie que podía y me quite el pantalón  corto, oí un silbido desde fuera y unas carcajadas de los tres.  Así que decidí salir, cogí algo de abrigo y me lo puse por encima en braga y sin sujetador. Cuando salí fuera uno dijo cuanto bueno por aquí, el otro clavo los ojos en lo poco que podía ver y mi novio pues también le apetecía verme así.

Estaba excitada, quería demostrarlo

Al fin y al cabo tenia las mismas ganas que ellos de meterme mano y yo estaba excitada casi más que ellos, aquello me hacía sentir un morbo que nunca antes había sentido.  Les dije que voy a mear que me hago pis. Uno de ellos dijo si quieres te acompaño por si tienes miedo a lo que le conteste que no que iba a hacerlo cerca. Mira hay mismo. A unos tres metros de ellos y aprovechando la oscuridad que si no hubiera sido por la luna no se veía nada. 💋💋

Me baje la braga y me puse de cara a ellos y mee. Me limpie con papel higiénico y me subí la braga despacito sentía el frescor de la noche que era bastante y sentía como mis pezones estaban duros y tersos como una piedra. Me acerque a ellos y les dije ahora si que me voy al saco de dormir chicos. Uno me dijo yo te acompañaría por lo menos hasta que entres en calor. Pero no sé qué diría tu novio.

Yo mire a mi novio y me acerque a él para darle un beso. Diciendo pues hombre entre los tres, enseguida entraría en calor.  Le di un beso a mi novio y le pregunte. ¿Qué te parece?  ¿A que entraría en calor enseguida? Además tengo bastante frío, mira y le puse su mano en una de mis tetas que estaban heladas  de verdad. 😜

Los otros dos miraban ya que se me veían perfectamente las dos tetas y las bragas, pues había tirado para atrás todo lo que pude  mi ropa de abrigo. Mi novio se levantó y me dijo lo que tu desees, yo sí que quiero calentarte un ratico, se levantaron los otros dos y mirando a mi novio pues si no os importa os acompañamos. ¿No? Dijo uno preguntando al otro.

Tres chicos dispuestos a follarme

Entro mi novio abriendo la tienda del todo, entré yo y después pasaron los otros dos. Apagaron la luz de la linterna y con la poca luz que daba la luna y que se podía filtrar al interior de la tienda se fueron quitando la ropa como podían y yo empezaba a sentir manos y más manos por mi cuerpo. 🤣

No os puedo decir de quien eran solo me disponía a disfrutar, sentí bocas y manos me empezaron a comer y a chupar los pezones las tetas el coño vamos todo, a mí también me dieron de comer también y había una que era una maravilla, no se deciros de quien era pero no era de mi novio fue la primera que entro en acción y la recibí con un gemido de placer.

Después al poco sentí como salía y se me metía otra mientras los otros estaban bien ocupados con mis tetas y con mi culo, que era la primera vez que me lo comían y además bien comido metiéndome la lengua hasta donde no se podía llegar más con ella aquello me daba un placer maravilloso. Sentí que volvía a salir otra polla y entraba una tercera.

Así pasamos un buen rato yo creo que una hora larga  hasta que empecé a oír los gemidos de uno que se corría y sentía leche que se derramaba sobre mi cuerpo y me resbalaba por mis tetas, al poco se corrió otro y volví a sentir su leche derramándose por mi traspilla y al poco el tercero. 😆

Llena de leche, bueno llenos ya que ellos también debían de llevar    salpicaduras de la leche de los tres.

Yo me sentía totalmente llena y caliente, más caliente que nunca

Tenía tres pollas dispuestas y no había llegado al orgasmo todavía.  Se me había quitado el frío, mas bien estaba sudorosa; así que abrí la cremallera de la tienda y salí al exterior totalmente desnuda. Sintiendo como me resbalaba la leche por todo mi cuerpo. Cogí a mi novio del cuello y mirándolo a los ojos les dije a los tres quiero que volváis a follarme.

Así que iros reponiendo y conforme se pongan en marcha vuestras pollas empezáis ¿quién es el primero? para mi alegría sentí que uno de ellos me cogió del culo y me separo de mi novio yo sin soltarle del cuello, él metió su polla dentro de mi coño que estaba súper humedecido y aquello entro como una bala y menuda bala. 😊

Uffff sentía lleno mi chocho y con el ritmo que le estaba dando no podía dejar de soltar algún gemido de placer que en el silencio de la noche se oían bastante y cuando menos lo esperaba ya que aquello era una follada en toda regla. Saco su polla y se volvió a correr esta vez encima de mi culo, creo que lo deje seco porque se fue a su tienda y no lo volví a ver hasta el día siguiente (era la polla que más me gustaba).

Entonces entro en acción mi novio que estaba super salido, nunca lo había visto así. Me cogió de las tetas, me las comió y me metió en la tienda. De nuevo me puso a cuatro patas y me metió su polla hasta dentro mientras el otro no dejaba de chuparme las tetas o lo que podía. 😎

Yo me sentía alagada y excitada a la vez. Estaba tan excitada que hubiera seguido follando toda la noche. Y pensando esto se me corrió el novio en la espalda sentí sus borbotones de leche y como resbalaba aquello por mi cuerpo.  

Yo estaba dispuesta a tener un buen orgasmo y con el tercero lo conseguí. Mientras me follaba a cuatro patas me acariciaba el clítoris fuertemente así logramos corrernos los dos a la vez. Su leche recorrió mi espalda de nuevo y sentía como se resbalaba hasta por el agujero del culito.

Me quede tumbada mientras se despedía de mi novio y me dijo hasta mañana que descanséis. Estas muy muy buena. Se acercó y me dio un beso en la boca. Me metí dentro del saco mi novio a mi lado y nos quedamos dormidos. Placenteramente por mi parte muy satisfecha y desahogada. 😘

Ni que decir, que aquello no volvió a ocurrir, no he tenido otra noche tan maravillosa como aquella. He tenido otras experiencias pero diferentes.  Dos meses después deje de salir con mi novio.

Espero que os haya gustado y que me mandéis vuestras sugerencias o comentarios. ❤❤

By: Malena

Compartir en tu redes !!
AlfredoTT
AlfredoTT
Relatos: 4236