Por curioso fui culeado por el jefe de mi primo – I, II

📋 Lecturas: ️2884
⏰ Tiempo estimado de lectura: 14:00 min.

El jefe de mi primo era un cincuentón que mas parecía chófer de camión que administrador de una empresa, hasta su forma de vestir era descuidada y ya desde algunos días atrás se le había caído la mitad del pelo de su cabeza, una de esas personas que no caen ni bien ni mal aunque denotan malicia y picardia a la hora de tratar, sus ojos eran vivaces pero a la hora de hablar lo hacia como un tendero o vendedor inexperto.

El caso es que hubo una salida de algunos empleados de la empresa a un chalet para celebrar el cumple del jefe mayor, así que mi primo fue el encargado de alquilar el lugar y yo le ayude, conseguimos el chalet adecuado en precio y adecuaciones y por haberle ayudado a mi primo termine siendo invitado tambien por el jefe de mi primo o sea el administrador pero el dueño de la empresa era el cumpleañero.

Llego el día y en el bus de trasporte íbamos como 18 personas todos hombres muy jóvenes excepto los 5 de mayor rango administrativo, parecían todos chicos de escuela primaria riendo y haciendo bromas, era un paseo y la nota era diversión o esparcimiento, en la parte de adelante nos acompañaba el jefe, no quiso venir en su carro por compartir con el grupo, al lado suyo venia un chico que parecía ser su hijo o su sobrino.

El ambiente era muy agradable y yo iba pensando que por tratarse de hombres iba a haber competencias y cosas así, hasta que luego de un trayecto largo empece a ver movimientos extraños en algunos, mirando de modo distraído vi que el joven que iba con el jefe se recostaba por el hombro del jefe y le besaba por el cuello varias veces a modo de cariños, mi lívido se disparo emocionalmente y vi al jefe besandole la frente.

Quise creer que no era lo que creía pero el chico levanto la cara y el jefe le beso en la boca con morbo y pasión, fue cuando vi que el chico estaba en franela sin mangas y short, busque con la mirada al administrador y jefe de mi primo y lo descubrí mirando el paisaje por la ventana y haciendo gestos de gusto o placer con su boca, entonces vi al chico a su lado con la cabeza entre sus piernas.

Rayos pensé, que es esto…? El sistema nervioso tenia mi corazón acelerado y así siguió por el resto del viaje, mi primo venia a mi lado dormido y la situación no cambio mucho hasta que llegamos ya entrada la noche, cada quien ocupo su habitación y a mi me toco con mi primo, le dije a mi primo que diéramos una vuelta para ver la noche allí pero se quiso acostar, tuve que salir solo ya que sentía curiosidad del lugar.

Así fue que caminando por los pasillos escuche unos quejidos en uno de los cuartos, al acercarme a la puerta a escuchar… Una voz rasgada decía que así le gustaba como le enseñaba, y volvía a los quejidos, que loco era eso pensé, como a un hombre le puede gustar que otro le de por el culo…? Pero ese chico se ve que lo goza de veras…, los nervios o no se que hijueputa química emocional alteraron mis células, quería ver aquello, quería curiosear, espiar a como diera lugar.

Rápido fui al cuarto, había visto que los cuartos se comunicaban por una especie de patio pequeño y corrí a ver si por allí podía descubrir algo, estaba en lo cierto y pronto llegue al cuarto indicado, los quejidos continuaban y la luz encendida dejaba a la vista los cuerpos desnudos del jefe y el chico, jueputa no pude evitar que se me palmeara la verga, viendo el grande, tosco, fuerte y bien formado cuerpo del jefe penetrando con su notable verga el culo torneado, blanco y tierno del chico.

Pensé que mi cuerpo era similar al de ese chico ya que estábamos por los mismos 18, y viendo como le penetraba imagine momentáneamente que podía ser yo. Maldita sea ya me estoy mariqueando reflexione, pero jueputa viendo como le comía el culo quise ser yo ese maricón de mierda, de repente y de la nada una voz pegada a mi oído susurro que se veían de película esos dos, me volví sorprendido para descubrir al jefe de mi primo totalmente desnudo y descalzo detrás mío.

Sorprendido le mire y me asaltaron todos los miedos juntos, me tomo del cuello de la camisa por la nuca, susurrándome que saliéramos de allí, y obedecí, llegamos a un lugar de poca luz y me soltó, le pedí perdón por mi indiscreción y el sin dejar de sonreír mirándome se agarro su verga, la tenia empalmada, parecía amenazarme y así fue, me dijo que se la chupara y no pasaría nada.

Mis nervios y aquella situación sin salida me hicieron inclinarme, metí en la boca la punta de su vergon y sintiendo su sabor a dulce de caramelo que se había untado empece a chupársela, me senti muy raro pero el hecho de estar con mi cabeza entre las piernas de otro hombre, con su miembro en mi boca y pudiendo hacerlo con confianza, me daba placer y era un placer muy fuerte.

Mientras chupaba fue aumentando el placer y el gusto de sentir aquella verga a mi disposición, sentía su dureza su temple extraño de cartílago vivo dentro de mi boca, cada vez me gustaba mas y mas y mi lengua no dejaba de saborearla, el jefe de mi primo cerraba los ojos y decía que se la chupaba muy rico y mas ganas me daba, mi cuerpo parecía encantado y tenia un calor que no conocía,

El jefe de mi primo me hizo poner de pie y me hizo desnudar, yo obedecí como toda una marica luego lo mire y el abrazándome empezó a pasar sus manos por mis muslos y nalgas como si fuese yo una jovencita, me gusto sentir su piel caliente haciendo contacto con la mía, jueputa estaba con otro hombre y me encantaba mucho sentirlo, mi cuerpo sentía que ese malparido era lo que yo necesitaba.

Abrazándome sus dedos jugaron por el centro de mis nalgas disfrutándolas y rosaban mi culo haciéndome estremecer, poco a poco en ese juego un dedo empezó a anclarse en mi orificio virgen, despacio pujo y empece a sentirlo adentro, lo mire a los ojos con un poco de ansia y angustia y apretando mis nalgas hacia su cuerpo me metió aun mas su dedo, varias veces lo metió y lo sacaba y a mi me gustaba sentirlo hasta preguntarme como seria si lo hiciera con su verga.

Estaba en eso cuando me separo y pidiéndome que lo esperara un momento corrió hacia su cuarto, al momento volvió a salir y al llegar junto a mi se unto un aceite en su verga y luego me unto con dos dedos por el culo, yo le puse mis nalgas como una puta ofrecida y el me metió sus dos dedos una y otra vez haciéndome sentir que para eso tenia el culo, te gusta me pregunto y le respondí que si con voz rasgada.

Jueputa no se de donde me salió de repente la voz así, entonces se puso detrás de mi y me apuntalo su verga en el culo, despacio la fue metiendo y yo me ayudaba deseoso hasta que la sentí toda adentro, no se pero empecé a sentir su verga golpeando dentro de mi de tal modo que me hacia enloquecer de gusto, era tan rico que no podría describirlo, moví mis nalgas contra su vientre como una puta loca encantada.

Estaba siendo culeado a placer por el jefe de mi primo por primera vez en mi vida, me sentía en otro mundo, nunca imagine que fuese tan maravilloso ser culeado, no quería que me sacara mas su verga de mi culo, el me bombeaba cada vez mas caliente y yo tambien enloquecía mas tambien, de pronto me hizo voltear la cara y mi boca se encontró con la suya, su lengua abrió espacio y termine proporcionandoselo, nos besamos mientras me culiaba y era tan rico jueputa que nunca creía que fuera así.

Estábamos así cuando sentí que alguien se asomo por una de las habitaciones, mi buen primo nos había descubierto, nos espió por un momento y luego se fue y un rato después su jefe se venia en mi boca, chupe su leche y le limpie la verga con mi lengua, fue extraordinaria esa noche para mi, no podía creerlo que la curiosidad trasformo mi vida en un tiempo tan corto. El jefe me dio las gracias fue a su cuarto y yo al mío, de esta historia hay una segunda parte se cuidan mucho los amo.

PARTE II

Nunca soñé siquiera que todo cambiaría para mi en un abrir y cerrar de ojos, el jefe de mi primo me pillo espiando a su jefe mayor mientras se comía al chico que le acompañaba al agasajo de su cumpleaños, si era tarde en la noche y no se como supo que yo estaba allí espiando, el caso fue que el saco buen partido y aprovecho su oportunidad y yo tambien lo disfrute como nunca perdiendo con el la virginidad de mi culo y descubriendo que mi culo estaba hecho mas para la verga.

Fui a mi cuarto y mi primo fingió estar ya dormido, yo me acosté en la otra cama que había y al día siguiente cuando desperté encontré que todos estaban ya desayunando, después de ducharme fui a reunirme con ellos, salude y el jefe de mi primo me hizo sentar a su lado en una silla que dijo me estaba guardando, la mayoría estábamos en pantaloneta y unos  con franela y otros descamisados, fue entonces cuando senti de veras un ambiente gay entre los concurrentes y me senti feliz sintiéndome por vez primera uno de ellos.

Luego de desayunar fuimos a jugar basquetbol y un momento después de empezar entre bromas se fue formando la tocadera y manuseadera entre todos, yo riendo con ellos vi que alguien le toco las nalgas al primo y este luego le devolvió el favor tocándole el paquete entre las piernas, en ese momento conocí su referencia y supe que tambien era de la rosca.

No se como me vi envuelto en el juego con el jefe de la empresa, senti una palmada en el trasero y trate de lograrlo pero se me escabullía, todos reían tocando y esquivando unos a otros, y el jefe viendo que yo no podía lograrlo se me paro de frente, me expuso su vientre hacia adelante desafiándome con su abultado paquete que dejo en claro que no llevaba interior, yo le vi y con un movimiento extra se lo agarre haciéndolo doblarse, todos a coro hicieron un uuu!!! Y yo quede satisfecho y a la vez mi lívido volvió a encenderse.

El juego termino y entre charlas el jefe no dejaba de mirarme insinuante, yo lo miraba y le dibujaba una leve sonrisa que el sabia interpretar, rayos es que yo lo veía como todo un machote y mi cuerpo estaba lleno de calentura con solo verlo, hay que rico agarrarlo a besitos y lengua todo, pensaba cuando lo miraba, y bueno no se demoro demasiado hasta que se me dio.

Al rato el jefe fue se puso de pie y le seguí con la vista, fue directo a los baños entonces disimuladamente yo tambien me puse de pie y fui directo a los baños, preciso estaba en un orinal y yo me hice en otro junto a el sacando mi pene fingiendo orinar, el me miro y se dio vuelta frente a mi con su verga empalmada en la mano, estaba claro que me la estaba ofreciendo y yo me incline despacio y mirándolo a los ojos me metí la mitad de su verga en la boca, fue todo un regalo para mis sentidos.

El jefe se termino de sacar la pantaloneta y yo lo rodeaba por las nalgas empujándole hacia mi, era todo un machote moviendo su cadera y empujando mi cabeza hacia su hermoso vergon, nunca pensé verme así agarrado chupando la verga de un hombron de ese calibre, le mire a los ojos y le pregunte si le gustaba y me respondió que mi boca le fascinaba pero lo que mas quería era comerme el culo.

Mi culo se muere por su verga le dije y seguí mamando cada centímetro de ese manjar que parecía suspirar a cada chupada mía, que rico se sentía ese vergon me tenia emocionado a mas no poder solo chupándolo, sentimos que alguien llego y se trataba del jefe de mi primo, se quedo mirando un momento y el jefe mayor lo invito a unirse, eso no lo dudo y rápidamente se desvistió y vino a desvestirme tambien a mi, me acaricio los pechos y en las nalgas me unto su aceite sabor a caramelo.

Sus dedos untados de aceite entraron por mi culo haciéndome separar las piernas y el jefe vino luego y me penetro su tranca muy adentro, un gemido que no pude contener vino acompañado de otro y luego de otro y el jefe de mi primo me puso su verga en la boca diciéndome que se la chupara como buena puta, así con una verga en mi boca y otra dentro del culo y sintiéndome de veras muy puta mi primo y otro mas se asomaron a la entrada del baño viendo tremenda imagen.

Otro mas parecio llegar y cuando les vi estaban besando y acariciando a mi primo mientras su pantaloneta corría por sus piernas abajo, después en el corredor a los tres minutos se escuchaba gemir mi primo, parecía que le estaban dando rico por el culo entre esos dos tambien, solo que a mi me estaban dando los dos duros de la empresa, yo estaba toda loca con esas dos vergas chupando y con el culo lleno, el jefe mayor me agarro del cabello y volteo mi cara para besarme en la boca y yo al sentir su dura y grande lengua le correspondí.

Con una mano no aguante la gana y le agarre la verga al jefe de mi primo masturbandolo, el jefe mayor mientras me comía el culo bombeandolo y me besaba la boca y por la cara, yo cuando podía le atrapaba la lengua con mi boca y se la chupaba con ganas, que rico era besar esa hijueputa lengua, a la vez creo que siendo marica en tan poco tiempo era la mas puta de todas, hasta me imagine vestido con faldita y tacones y pantys de niña.

Que rico es saber que eres marica y que no hay como una buena verga entrando en tu culo, al fin termine por tragarme la leche de los dos jefes y la otra noche el jefe mayor me invito a su cama junto con el chico que fue con el al paseo, los dos compartimos esa verga sin igual toda la noche y desde ese fin de semana no pude recuperar la voz que tenia, siempre me suena rasgada,  pero bueno al fin y al cabo me encanta, ahora mantengo  mi culo tan sensible a la vez que si me siento en algún lugar me emociono. Los quiero mucho los amo! Me regalan una sentadita?

Compartir en tu redes !!