Heterosexuales | 15.962 lecturas | 10:00

Mi bella durmiente de tan solo 18 años

Mi bella durmiente de tan solo 18 años 2

(Actualizado) Bueno es un pequeño relato que sucedió hace 5 años, sucedió en un pueblito cercano de Palpa, resulta que por vacaciones estaba de acompañante y a la vez administrativamente tenía que hacer la gestión de cobranza, ya que mi chofer tenía la uña larga, siempre le gustaba hacer escalas en palpa su tierra. En dos ocasiones hicimos una paradero de medio día, pero nunca de dos días.

Resulta que por casualidades de la vida el rio se había desbordado y quedamos a espera, muy aparte coincidía con su cumpleaños N.º (me olvide), bueno no había más que hacer y fui muy bien recibido por su familia entre todos, mis ojos se clavaron fijamente en su sobrina, que solo estaba de visita ese día con su papa y mama por el cumpleaños de mi amigo el chofer. 😁

Vivian era su nombre muy joven ella, humilde como sus padres, con la mirada de chica inocente, con unos hermosos ojos negros, de aproximadamente 18 años, con la piel canela, y el cabello largo de negro azabache, muy linda, que, hacia un contraste con una sonrisa coqueta, lista para cautivar a cualquier hombre, sencillamente me había cautivado era de mi gusto, pero no quería pecar a la distancia tenía enamorada y en mi juventud pensaba mucho en ella.

¿Era muy Voluble en esos tiempos, pero siempre conejo de un solo hueco, así que objetivamente nica la iba hacer con ella, menos en dos días? lo que, si fuimos haciéndonos amigos porque evidentemente éramos los únicos jovencitos, en ese pueblito, congeniamos rápidamente para mi suerte, Vivian se sentía aburrida porque no había mucho que hacer ahí, le gustaba subir al camión escuchar la misma música al cual era yo adepto, era muy sociable y nada tímida, pero si curiosa, la dulce vivían.

Mi bella durmiente se quedo bien dormida

El clima de palpa era de un calor insoportable. Recuerdo en una ocasión por la humildad y pobreza de mi chofer, le solicite que prestara su baño para darme un duchazo, bueno la puerta era de calamina y tenía que calmar el sol a puro manguerazo limpio, en ese momento ni por aquí me había dado cuenta de que era observado, pero de que el bañito tenía grietas las tenías, ya en la noche se preparaban para la fiesta, los numerosos invitados, esto duro hasta el día siguiente. 😜

Lo que es yo, esa noche solo hice un acto de presencia y luego me retire, alistando mis cosas para el viaje que se venía, me pase a lo más alto del camión para contemplar las estrellas, vaya cielo se veía hermoso e inspirante, en ese tiempo vivía enamorado haciendo cartas para mi amada y angustiado por no encontrar un teléfono donde escuchar su voz, estaba en una especie de trance. Es en eso que escucho una voz era Vivian, la sobrina de mi chofer, regresemos a la fiesta no seas aburrido. ¡O quieres que lleve un vino y hagamos la fiesta arriba!

  • Si tu deseas.

Bueno no tardo mucho y ella subió rápidamente, la sentía algo mareada y me invitaba seguidamente un vaso tras otro, tenía un shorcito blanco y un polito sencillo, por el calor, ambos coincidimos en bajar a la caseta, porque ya corría mucho viento y ya estábamos algo mareados, ya en la cabina me dejo helado cuando me dijo, como te hiciste ese tatuaje, me sorprendió por qué no me había quitado la ropa en ningún momento, y se tapó la boca con la mano cómplice de que algo se guardaba, seguí insistiendo: como sabes te dijo tu tío,- no nada de eso. 😃

  • Entonces dime pues, ¿qué más sabes?
  • Me gusta los chicos que tienen hacer abdominales, y también velludos, más sin son las nalgas, me cague de risa, hasta ahí inocente yo, si soy velludo como puedes ver mis piernas, y hago abdominales, ¿oye y como sabes? Pero en las nalgas no tengo, bellos que feo serio,
  • Jajaja que mentiroso eres, a cuantas chicas dirás mentiras, yo lo comprobé te vi. Hoy mientras te bañabas,
  • ¿Y luego un silencio entre los dos, no te molestaste no?
  • Como que no, me espiaste, eso no se vale que mal, te me caíste, ¿yo que pensaba guardar mi pureza para el matrimonio? y jajajajaa seguía riéndose, la pasamos bonito, y dijo:
  • Sabes creo que me gustas.

En ese momento, no sé por qué la vi como si fuera mi enamorada o quise pensar así para no tener más culpa.

Hagamos algo le dije: ¿Tú me viste desnudo, mínimo yo también debería verte para estar emparejados no crees? 😍

  • ¿A qué graciosos, y esos ojos no guardaras para tu matrimonio?

¡Bueno pues para no sentir culpa alguna que quieres ver escoge!

Tragaba saliva: Algo tartamudo, – que te parece si nos quitamos los polos, bueno, pero tú ya no.

Es muy comprometedor, no vaya a ser que venga alguien de mis primos y que pensaran, solo yo? además ya te vi. Se sacó el polito pero no quería el sostén, seguimos tomando y le dije: no sientes frio, la abrigué contra mí, tenía el pene duro era imposible que deje de sentirlo, solo escuche decir que tienes ahí, vienes armado, Jaja ja que peligro eres, no dejaba acariciarla los brazos y oler su cabello, hacia como sino pero mis labios rozaban sus hombros, le contaba todas las cosas que Quería saber y así la pasamos? contándonos anécdotas mutuas, y poco a poco fue venciéndole el sueño, mientras la fiesta estaba en su clímax la gente cantaba dentro de la casa.

La acomode en el camarote del volvo, y la veía ahí durmiendo ella, con su enorme pestaña negras, esos labios hermosos, me quedaba solo contemplarla, mientras tomaba lo poco que sobraba del vino. 😎

En eso, me entra una arrechura bárbara, me acerco despacio hacia ella, y la doy un beso en sus labios, de pronto sentí que abrió los ojos, ¿pero se volvió a dormir?

Fui bajando la frazada y contemplar su lindo cuerpito de adolescente y fui tocando sus piernas de abajó, arriba mis dedos deslizaban su piel hasta llegar a sus nalgas, movía la cabeza en señal de sigue, hasta ahí no escuchaba un no. ¿Ni un qué estás haciendo? cedía a mis caricias.

Me sentía confundido o estaba durmiendo o tal vez se hacía

Lo que yo estaba programado para llegar hasta el último. 🤣

Fui quitando el único botón que sujetaba su shorcito blanco, y cuando queda descubierta no llevaba calzón consigo, veía una conchita que apenas brotaba algunos bellos púbicos, me acerqué a oler su concha como ritual me sentía poseído por esta hembra, solo gemía cuando tocaba sus partes, luego como caricia fui retirando ese short por su nalga, tenía un rico culo durito, la tenía frente a mi desnuda, como bella durmiente, y ella se puso boca abajo, pero sin abrir los ojos aún.

Me sentía confundido, no hacía más que retorcer mi pene como castigo, el frio había entrado en la cabina del camión, estábamos solos, pensaba yo si ella llegase a despertar y dar un grito al cielo, ¿la gente ahí como pueblo me mataba? me la estaba jugando. 😘

¿Qué hacer? era mi dilema, otra vez tenía el diablo dentro, fui acariciando sus nalgas y besándolas, recorría mis mejillas con su nalga para sentir lo suave de su piel, lo que me sorprendió es que empezó a sacar el culo mientras más besos daba, ya mi arrechura era tanta que me saqué mi short y me puse detrás de ella, masturbando mi verga, y viendo su hermoso culo, había tomado mi decisión, me la iba a cachar y esa noche no la iba a dejar pasar.

Penetre mi dedo en su conchita era muy apretada, mi dedo estaba empapado de su jugo vaginal, y mi verga a mil, me recosté encima de ella. Mi verga la tenía entre sus piernas, sentía lo frío que se había puesto sus nalgas, en mi pecho tenía sus nalgas abrigadas contra mí, besándola su cinturita, vivían, solo gemía y gemía, sin pronunciar palabra alguna. 😁

Me tape con la frazada para no ser visto, y como un cuerpo fui penetrándola, su cuerpo temblaba a cada vez que introducía por su vagina, sentía su conchita tibio y todo mojado la vez, una vez toda la verga adentro era deliciosa, y a la vez pe caminante, de alto riesgo.

Parecía un folleteo salvaje sin que muestre resistencia, a mis caricias, cuando dejaba de moverme ella, se movía, entonces comprendí que estaba siendo correspondido, como un acto de estímulo, nuestro cuerpos estaba ahí tendidos y no dejaba de meterle, cuando sacaba para que tome aire la verga y volvía a metérsela, su cuerpo temblaba, quería estar con ella toda la noche, quería que me viera los ojos, pero fingía dormir.

Solo gemía de acuerdo a cada embiste, sus nalgas sonaban con mi cuerpo y su cuerpo no dejaba de ver su rostro, era más excitante que se levante, pero no lo conseguía, tenía la boca entre abierta, le puse mi dedo el cual la había penetrado, y empezó a chuparlo, pero no abría los ojos, es así que empiezo a empujarla más duro. 😜

Mi verga estaba explotando se venía la leche, los dos jadeamos de placer pero no cruzábamos palabra, no hasta que de pronto saque toda mi verga y derrame toda mi leche en sus hermosas nalgas espalada y parte de cabello, que pude limpiar con la frazada que nos abrigaba, y testigo a la vez del pecado que se cometía.

Tenía una satisfacción enorme de habérmela culeado, pero una culpa como lo iba a tomar cuando despierte, me la acerco a ver una vez más su rostro , seguía con los ojos cerrados y con una lagrima en la mejilla, ya la culpa me invadía:

¿Te encuentras Bien Vivian?

Mientras se subía el short. De pronto como quien ha tenido un descanso prolongado se despierta y me ve de frente a los ojos, con media sonrisa, calmo, esa intriga que me asolaba, – hola XXXX, vas a ir a la fiesta o te quedas aquí, yo confundido, -pienso quedarme, estas bien, todo bien solo era lo que me quedaba de palabras porque estaba sin ideas muy nervioso. 😃

  • Que descanses bien! Mañana te vas, y yo me voy esta noche. (Fueron sus últimas palabras)

Abrió la puerta del carro y se fue, con un simple adiós, pude ver su silueta hasta que cerró la puerta y volvió a la fiesta.

Me sentía confundido y con el miedo, si alguien venía a su reclamo, fue muy duro, me arrepentí mucho, al día siguiente no la vi, Vivian se había ido a ICA. 😍

Y mi chofer: Como estas, vaya fiestón que me metí, hubieras entrado todos se divirtieron, claro menos tú y mi sobrinita que estaba durmiendo en el sofá, y tú en tu camioncito, ¿¡la quiero como si fuera mi hija sabes!?  me dejo pensando el tío.

Ya en la ruta no dejaba de pensar en ella, mi linda bella durmiente, la frazada estaba impregnada de su aroma, la apretaba más cuando sentía frío, que pudo haber sido, nunca más supe de ella; porque a los meses mi chofer fue destituido, y me dediqué a los estudios dejando la vida de rutas y viajes que fueron anécdotas valiosas en mi vida. 😜

By: El Viajero

Scroll al inicio